Ayuno Parte 2

Ayuno Parte 2
Proverbios 25:28
Una persona sin control propio es como una ciudad con las murallas destruidas.
Reflexión:
Ayer compartí un devocional sobre el ayuno y la pregunta que me hicieron dos personas fue: Diana, y tú, ¿cómo ayunas?Debo confesar que por muchos años creí que el ayuno era reservado solo para situaciones extremadamente difíciles o para aquellas personas super espirituales que anunciaban sus ayunos de hasta 40 días. Ahora, por la gracia de Dios entiendo que, el ayuno es una disciplina espiritual que todos deberíamos practicar regularmente. Hace poco mi esposo y yo hicimos un acuerdo de empezar a ayunar juntos un día por semana para practicar auto-control, orar más y darle un ejemplo a nuestros hijos de nuestra dependencia de Dios —más que del pan. En ese día sólo comemos vegetales y líquidos (no café), además de cortar drásticamente el tiempo que pasaríamos en las redes sociales o televisión y reemplazándolo leyendo las escrituras. En realidad son pequeños pasos que nos permiten hacer cambios más grandes a largo plazo. Al ayunar nos hace más sensibles para escuchar la voz de Dios. Dejar algo que disfrutamos, por un periodo de tiempo, por obediencia al Señor traerá sus recompensas no sólo en esta vida, sino también en la eternidad.
Oración:
Padre, por muchos años he vivido dándole gusto a mi cuerpo y buscando la vanagloria de la vida. ¡Oh Señor! ¡Qué equivocada he estado pensando que entre más satisfacción tengo, más feliz soy! Agradarme a mí misma sin poner límites a lo que como, a lo que veo, escucho y compro sólo me ha hecho infeliz. Señor, gracias a tu misericordia he aprendido que es mejor dar que recibir y que dándote a ti la prioridad en mi vida, es lo mejor que puedo hacer. Señor, dame auto-control para decir “no” a aquellas cosas que me alejan de ti. Lléname con tu Espíritu Santo para ser disciplinada en mi vida de oración, ayuno y lectura Bíblica regular. Señor, ningún sacrificio que pueda hacer se compara con lo mucho que has hecho por mí. Pido humildemente tu bendición. En el nombre de Aquél que lo dio todo por mí: Cristo Jesús. Amén.
Diana Hepsiba Montiel
Diana Montiel es parte del equipo pastoral de River Oaks En Español. Esposa y madre dedicada a compartir las buenas nuevas para las familias latinas. A través de programas radiales, clases para mujeres y consejería individual y de familia, desea compartir el mensaje del Dios que la amó cuando ella menos lo merecía, menos lo esperaba y más lo necesitaba. ¡Con Dios se vive mejor!

0 Comments

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*